Logged In As Admin: {{reverbUser.name}} ({{reverbUser.id_unique()}}), Acting As: {{reverbPageObject.data.name}} ({{reverbPageObject.id_unique}})
 
x

KAIN TUBAL / Press

“...... Me gusta el comienzo del disco a toda aceleración y cómo termina así, de repente. Me gusta la escasa duración. Y esa tapa, que no dice nada, y el título de este trabajo, que se toma con ironía la propia protesta contra la sociedad, pero que en definitiva es una protesta. Esto es un ejemplo de rock con todas la letras”

“Los madrieños Kain Tubal sorprenden desde el primer momento. Y es que, al darle la vuelta al álbum para realizar la crítica, una se replantea si se trata de un álbum debut o de un grupo más o menos consagrado en la escena del heavy rock estatal. Son las composiciones, los arreglos, las letras y la meticulosidad con que están cuidados todos los sonidos de las 10 canciones que componen este disco los que hacen pensar seriamente si el grupo tiene una amplia experiencia a sus espaldas. Y, como ya avisé antes, sorprende descubrir que no es así.”

“Un trabajo muy equilibrado, variado, entretenido, con un sonido decente (aunque normalito) grabado en los Olmostudios de Vallecas y muy buenas ideas. Recomiendo prestar especial atención a las letras que están trabajadas por encima de la media habitual. Un buen disco de debut.”

“KAIN TUBAL se presenta como una formación de gran interés, sincera y directa, sin artificios, es Rock y eso quiere hacer ver, no esconden nada y lo ofrecen todo en un debut fresco y de fácil escucha, algo de agradecer.”

“El grupo madrileño Kain Tubal ha publicado su primer álbum "Un grito al silencio", en el que se incluyen diez canciones que conforman un trabajo sobre rock and roll y que muestran a una banda con personalidad propia heredera de los grandes grupos nacionales de rock urbano.”

“Esto es lo que encontramos en el debut discográfico de estos madrileños que se presentan en sociedad con una decena de temas que nos recuerdan que en pleno 2010 todavía hay gente que se acuerda y que respeta la música con la que crecimos los que ya hemos colocado el cuatro como primer dígito de nuestra edad. Además lo hacen con la suficiente calidad y sentimiento,”